Archivo de la etiqueta: Fidel Castro Ruz

Así conocí a FIDEL – Recordando el primer año de su partida

Por:  Alicia Pineda – Delegación de Periodistas Jubilados en La Habana – Cuba

Allí lloré y me sentí orgullosa de ser cubana y fidelista

Soy del grupo de estudiantes de la UH que tuvimos el privilegio de hablar noche tras noche con Fidel, durante un periodo de tiempo, que hoy evoco.

Fidel habla en el Palacio Presidencial 26 octubre 1959

El 26 de octubre de 1959, en el acto frente al Palacio Presidencial estaba con mi entrañable amiga María Rosa Garcini en la terraza norte del Palacio  muy cerquita de Fidel, el Che, Camilo y sus padres, Dorticós y su esposa, y muchos otros compañeros.
Cuando Fidel comenzó a hablar convocó a los obreros, a los campesinos, a los estudiantes, a armarnos para defender la revolución. Y no titubeamos. Al final del acto partimos hacia la colina. Cerca de la oficina de la FEU firmamos en una libreta y ya fuimos milicianos.El periódico Revolución reporta el encuentro sostenido la víspera por elComandante en Jefe Fidel Castro en la Universidad de La Habana con estudiantes que recibían adiestramiento militar. Los jóvenes integrantes de las milicias le entregan el uniforme del batallón universitario y el líder de la Revolución les promete que los llevará al Pico Turquino para hacer allí entrenamiento junto con campesinos.
Después venía Fidel todas las noches y entre otras muchas cosas nos  explicaba que la guerra había terminado pero la lucha recién comenzaba contra un gigante poderoso. Y que esta lucha se conquistaba con el filo del machete,  como dijo el Titán de Bronce.
Unos días después nos pidieron las medidas para hacernos los uniformes.  Pasados unos días, el 27 de noviembre, bajábamos por la calle San Lázaro vestidos con el rojo-vino de la FEU, la boina negra y el buho sapiente como El periódico Revolución reporta el encuentro sostenido la víspera por elComandante en Jefe Fidel Castro en la Universidad de La Habana con estudiantes que recibían adiestramiento militar. Los jóvenes integrantes de las milicias le entregan el uniforme del batallón universitario y el líder de la Revolución les promete que los llevará al Pico Turquino para hacer allí entrenamiento junto con campesinos.distintivo, sólo que ahora estaba sentado  encima de un montón de libros y llevaba un fusil bajo el ala.
En ese desfile de 1959 honramos a los estudiantes de Medicina fusilados en 1871, con el orgullo de empuñar un arma en defensa de la Revolución  de Fidel. Fue  el primer desfile armado que se produjo en la capital después del 1 de Enero.
Al poco tiempo, en una de aquellas visitas a la colina, prometió hacer un viaje con nosotros a la Sierra Maestra. Nuestra alegría fue indescriptible.
El 1 de Enero de 1960, acompañados de Fidel, más de 300 estudiantes universitarios, partimos hacia la Sierra.
En horas de la tarde de ese día nos agrupamos en la Plaza Cadenas, hoy Ignacio Agramante y de allí salimos rumbo a la Terminal de ferrocarriles. Muchos de nuestros padres nos acompañaban en ese recorrido pues una buena parte de nosotros no nos habíamos separado nunca de ellos. Antes de llegar a la Terminal  pasamos junto al Palacio Presidencial, donde el líder de la Revolución asistía a una recepción que ofrecía al periodista Herbert Mathews, aquel que desmintió que Fidel había muerto en la Sierra. A un costado de Palacio y gritamos a todo pulmón Fidel, Fidel, Fidel, para que el Comandante se asomara. Por una de las ventanas se presentó vestido con uniforme de gala y agitando un sombrero de Yarey, y nos dijo que lo esperáramos en la Terminal de trenes.
Al llegar allá, una larga fila de vagones estaban ya dispuestos para trasladarnos. ¡A mi me parecía que soñaba! Sigue leyendo

MI AMIGO FIDEL

fidel-y-frei-betto-el-domingo-16-de-febrero-de-2014

Fidel y Frai Betto conversan amigablemente en la casa del Comandante en La Habana

Por: Frei Betto
He perdido un gran amigo. Nuestro último encuentro fue el 13 de agosto, cuando cumplió los 90 años. Me recibió en su casa, en La Habana, y por la tarde fuimos al teatro Karl Marx, donde fue homenajeado con un espectáculo musical. A pesar de  que tenía su organismo debilitado, caminó sin apoyo desde la entrada del teatro hasta su butaca.
Con Fidel desaparece el último gran líder político del siglo 20, y el único que logró sobrevivir más de 50 años a su propia obra: la Revolución Cubana. Gracias a ella la pequeña isla dejó de ser el prostíbulo del Caribe, explotado por la mafia, para convertirse en una nación respetada, soberana y solidaria, que mantiene profesionales de la salud y de la educación en más de cien países, ocluyendo el Brasil.
Conocí  a Fidel en 1980, en Managua. Lo que llamaba la atención a primera vista era su imponencia. Parecía mayor de lo que era, y el uniforme militar le revestía de un simbolismo que transmitía autoridad y decisión. Daba la impresión de que cualquier butaca era demasiado estrecha para su corpachón. Cuando entraba en un recinto era como si todo el espacio fuera ocupado por su aura. Todos esperaban que él tomara la iniciativa, escogiera el tema de la conversación, hiciera una propuesta o lanzara una idea, mientras que él persistía en la ilusión de que su presencia era una más y que lo tratarían sin ceremonias ni reverencias. Como en la canción de Cole Porter, él debía preguntarse si acaso no sería más feliz siendo un sencillo hombre de campo, sin la fama de que estaba revestido. En cierta ocasión el escritor colombiano Gabriel García Márquez, de quien era gran amigo, le preguntó si sentía la falta de algo y Fidel respondió: “El poder quedarme parado, anónimo, en una esquina”. Sigue leyendo

Cuna de la Esperanza – Sitio Histórico Finca Manacas – Casa Natal de los Comandantes Fidel y Raúl Castro Ruz

Por Lourdes María Serra Otero (texto y fotos)

[singlepic id=1 w=300 h=224 float=left]Entrevista realizada al  Lic. Antonio López, Historiador del Sitio Histórico Finca Manacas – Casa natal de Fidel y Raúl Castro, asentado en el pueblo de Birán del actual Municipio Cueto en la Provincia de Holguín.

El 13 de agosto de 1926, en el cuarto de parto de la casa y sobre la cama  a la que le falta un barrote para dejar salir al niño, vino a la luz Fidel Castro Ruz,[singlepic id=3 w=150 h=150 float=right] hijo de Don Ángel Castro Argiz y Lina Ruz González y con él nació la esperanza de los cubanos para alcanzar la definitiva independencia.

[singlepic id=2 w=150 h=150 float=left]Es en esa casa de tablas amarillas y techo de zinc rojo, construida a la usanza española,  al pie del Camino Real Nipe – Santiago de Cuba, tambien llamado Camino de Cuba,  en la Finca Manacas, antiguo municipio de Mayarí, región Marcané, provincia Oriente nacieron Fidel, Raúl y los otros hijos de Don Ángel Castro Argiz y Lina Ruz González.

Gracias a la labor de historiadora realizada por la heroína Celia Sánchez Manduley es que podemos disfrutar hoy de ese Sitio Histórico Finca Manacas. Ella, iluminada por la estrella del maestro, José Martí; y las enseñanzas de su padre, Dr. Manuel Sánchez Silveira, médico e historiador y arqueólogo  por convicción, supo comprender la importancia que tendría para los cubanos y para el mundo la conservación de ese entorno y sus inmuebles.

La Casa familiar original fue destruida  por un incendio en 1954,[singlepic id=22 w=160 h=120 float=left] no así muchas de las instalaciones de la finca que se conservaron después del triunfo revolucionario y pasaron a formar parte de una granja estatal posterior a la muerte de Lina Ruz el 6 de agosto de 1963; aunque se encontraban dañadas por los embates de huracanes. Fue Celia quién se dio cuenta de que la finca hubiera quedado bajo las agua de una presa en construcción en la zona en aquella época; y logró convencer al Comandante Fidel para que bajaran el nivel de la presa y de la importancia de reconstruir la casa carbonizada para rescatar el patrimonio de la finca para las futuras generaciones.

Aún se atesoran como parte del patrimonio de la finca:

Imágenes Casa Natal de Fidel y Raúl Castro – Sitio Histórico de Birán

El 13 de agosto de 1926, en el cuarto de parto de la casa y sobre la cama  a la que le falta un barrote para dejar salir al niño, vino a la luz Fidel Castro Ruz hijo de Don Ángel Castro Argiz y Lina Ruz González y con él nació la esperanza de los cubanos para alcanzar la definitiva independencia.

Es en esa casa de tablas amarillas y techo de zinc rojo, construida a la usanza española,  al pie del Camino Real Nipe – Santiago de Cuba, tambien llamado Camino de Cuba,  en la Finca Manacas, antiguo municipio de Mayarí, región Marcané, provincia Oriente donde nacieron Fidel, Raúl y los otros hijos de Don Ángel Castro Argiz y Lina Ruz González.

Otras informaciones relacionadas:

Cuna de la Esperanza – Sitio Histórico Finca Manacas – Casa Natal de los Comandantes Fidel y Raúl Castro Ruz

Entrevista al Lic. Antonio López Historiador del Sitio histórico Finca Manacas – Casa Natal de los Comandantes Fidel y Raúl Castro Ruz

¡Comandante Fidel, Cumpleaños feliz!

Les invito a un recorrido en imágenes por la Finca Manacas.

El trece de agosto, una felicitación imprescindible

Fidel en el Sitio histórico de Birán - Finca Manacas frente a la foto de sus padres

Fidel en el Sitio histórico de Birán – Finca Manacas frente a la foto de sus padres

Por: Rosario Fernández González – Delegación de Periodistas Jubilados en La Habana

El 13 de agosto para la mayoría de los cubanos es una fecha oportuna de felicitaciones y es que en el año 1926 en un pequeño pueblo de la provincia ubicada al oriente del archipiélago y nombrada Holguín, nació para bien de la mayoría de niños, hombres y mujeres de este pueblo, quien por siempre será el líder histórico la Revolución, Fidel Castro Ruz.

Apenas unos años atrás, tanto los de aquí como sus admiradores y seguidores en el mundo estuvimos inquietos porque su salud se deterioró de pronto, los creyentes pedían a sus dioses por la pronta recuperación, no creyentes, patriotas y simplemente amigos manifestaban sus pensamientos con la palabra o el mensaje positivo e invocaban la pronta mejoría de quien admirado por muchos, rechazado o simplemente conocido, por personas de todo el planeta, es innegablemente una de las grandes figuras mundiales en del siglo XX… y aún continúa haciéndose sentir en esta centuria. Sigue leyendo

DESAFÍOS DEL FUTURO A LA REVOLUCIÓN CUBANA

Autor: Frei Betto

El papa Francisco, cuando cumplió sus 78 años, el 17 de diciembre del 2014, hizo un inestimable regalo al continente americano: el comienzo del fin del bloqueo de los Estados Unidos a Cuba y el restablecimiento de relaciones diplomáticas entre los dos países.
Ése fue el tema que Francisco priorizó con Obama durante el encuentro que mantuvieron en Roma en mayo de aquel año. Un año antes, al asumir el pontificado, Francisco se enteró de la cuestión cuando recibió a Díaz-Canel, vicepresidente de Cuba.
Obama admitió en la televisión que “el aislamiento no funcionó”. De hecho el bloqueo impuesto a Cuba, contra todas las leyes internacionales, no consiguió siquiera aflojar la autodeterminación cubana tras la caída del muro de Berlín.
Fidel, que cumplirá 90 años en agosto de este año, sobrevive a 8 presidentes de EE.UU., de los cuales enterró a 4; y a más de 20 directores de la CIA.
Los EE.UU. son lerdos para admitir que el mundo no es fruto de sus caprichos. Por eso tardaron 16 años en reconocer a la Unión Soviética; 20 al Vietnam; y 30 a la República Popular de China. Y tuvieron que pasar 53 años para aceptar que Cuba tiene derecho a su autodeterminación, como lo señaló la Asamblea General de la ONU.
De hecho los EE.UU. y Cuba nunca rompieron el diálogo. En Washington funcionó, a lo largo de cinco décadas, una legación cubana, igual que en La Habana el predio de la legación usamericana se yergue majestuoso en el Malecón.
La noticia de esa reaproximación marca el fin definitivo de la Guerra Fría en nuestro continente. Y Cuba sale gananciosa, pues ofrece una estructura turística aceptable, incontaminada y exenta de violencia a un millón de canadienses que, en invierno, a sólo tres horas de vuelo, cambian sus menos 20 grados de frío por los 30 de calor del Caribe.
Con la apertura del mercado cubano a inversores extranjeros los EE.UU., que todo lo ven en cifras, no desean quedarse atrás de la Unión Europea, del Canadá, de México, del Brasil y de Colombia, que ya tienen importantes acuerdos con la isla revolucionaria. “En lugar de aislar a Cuba, estamos aislando sólo a nuestro país, con políticas ultrasuperadas”, le dijeron a Obama en una carta los congresistas estadounidenses Patrick Leahy (demócrata) y Jeff Flake (republicano) al regresar de La Habana. Sigue leyendo

Cuba, siempre en la mira del Gran Patrón

Vicky Peláez (RIA NOVOSTI, especial para ARGENPRESS.info)

”La noticia y la verdad no son la misma cosa” (Walter Lippmann)
Una nueva ola de especulaciones se ha levantado en torno a la supuesta e inminente muerte de Fidel Castro. Ahora los de Miami dicen que ha tenido un derrame cerebral con graves repercusiones y que Fidel ya estaría muriendo.
Desde el triunfo de la revolución en 1959, Cuba se ha convertido en una obsesión patológica para los Estados Unidos, y desde entonces han tratado de destruir la figura del líder a pesar de hallarse retirado del poder. Embargos, sabotajes, cientos de atentados, graves y risibles, conforman la larga lista del odio contra la Isla.
Los periodistas que laboran en los medios norteamericanos son testigos de ese afán enfermizo para “acabar de una buena vez con el ex presidente’. Para muestra un botón: A fines del 2006 cuando Fidel cayó gravemente enfermo, esta periodista fue enviada por el Diario La Prensa de Nueva York, exclusivamente para cubrir “el sepelio” del líder.
El director del periódico de apellido Bourvoulias-Bush, ya tenía preparada una portada gigantesca diseñada especialmente, y que decía en grandes letras: MUERE FIDEL.
Junto conmigo otros hombres de prensa en Cuba, esperamos en vano y como decía el poeta Cesar Vallejo: “Ay el cadáver siguió viviendo”. La decepción de mi director fue tal, que jamás publicó las múltiples notas que preparé a cambio sobre la economía de la Isla, el Desfile de la Revolución y su nuevo armamento, el homenaje multitudinario a Fidel con entrevistas a Gabriel García Marquez y Evo Morales, tampoco le interesó las encuestas en la calle, ni la entrevista a los familiares de los Cinco Héroes presos en los Estados Unidos.
La columna “El Caiguarán sigue de pie”, causó tal polémica que la disidencia de Miami pidió mi despedida inmediata. Sigue leyendo

El trece de agosto, una felicitación imprescindible

Por: Rosario Fernández González

[singlepic id=159 w=116 h=90 float=left] El 13 de agosto para la mayoría de los cubanos es una fecha oportuna de felicitaciones y es que en el año 1926 en el pequeño pueblo,  Birán , en la provincia  ubicada al oriente del archipiélago  y nombrada Holguín, nació para bien de la mayoría de niños, hombres y mujeres de este pueblo, quien por siempre será el líder histórico la Revolución, Fidel Castro Ruz.

Apenas unos años atrás, tanto los de aquí como sus admiradores y seguidores en el mundo estuvimos inquietos porque su salud se deterioró de pronto, los  creyentes  pedían  a sus dioses por la pronta recuperación, no creyentes, patriotas y simplemente amigos manifestaban sus  pensamientos con la palabra o el mensaje positivo e invocaban la pronta mejoría de quien admirado por muchos, rechazado o simplemente conocido, por personas de todo el planeta, es innegablemente una de las grandes figuras mundiales en del siglo XX… y aún continúa haciéndose sentir  en esta centuria.

Pero los tiempos más difíciles de enfermedad pasaron, las alegrías fueron inmensas[singlepic id=162 w=242 h=209 float=right] cuando conocíamos de sus dotes de anfitrión recibiendo visitantes desde algún lugar donde luchaba con todas sus fuerzas por mantenerse cerca de nosotros físicamente. Había puesto sus poderes formales al frente de Cuba en manos  de personas llamadas a continuar la obra que él desde antes del Moncada en 1956, había asumido: la gran tarea de enrumbar a esta islita del Caribe, hacia etapas superiores sobre todo en el crecimiento de valores humanos.

Antes que triunfara la Revolución de Fidel y sus seguidores, es posible que nuestra antilla mayor  fuera prácticamente desconocida y muy visitada por turistas bucando en Cuba algo más que su belleza natural.  Pero después que fue cumplido su Programa del Moncada, todo cambiaba, se hacían realidad los compromisos hechos por el jefe de la Revolución en su  autodefensa conocida  como La historia me absolverá, donde proclamaba el humanismo vigente  en su épica vida.Hoy después de él y junto con él, los visitantes encuentran aquí algo más que el caribe tropical, descubren en la nación la huella que agradece compromisos cumplidos de salud, educación y seguridad social para todos.

A él, al Fidel que cumple para satisfacción de muchos 84 años de edad física,  los cubanos[singlepic id=161 w=90 h=117 float=left]  lo reconocen y se alegran porque su palabra sabia y comprometida sólo con el bienestar de las grandes mayorías menos favorecidas, vuelve a escucharse ya no sólo en Reflexiones escritas, está de nuevo ante las pantallas de las televisoras locales y de otros noticieros en el mundo, y lo mejor de todo, ha vuelto a denunciar  las amenazas tan peligrosas acechando al  planeta desde el punto de vista de espacio vital para los terrícolas por el deterioro de sus fuentes naturales de vida, y de nuevo emplaza a dirigentes de otros gobiernos para buscar  en el diálogo inteligente,  la comprensión evitando un tercer conflicto mundial. Sigue leyendo

Celia y sus desvelos periodísticos

El Blog La Esponja y Cubaperiodistas.cu destacan en el trigésimo aniversario de su muerte, el apoyo que ella brindó a los periodistas y al trabajo de la prensa revolucionaria. Siempre fue una aliada con quien contar.[singlepic id=136 w=320 h=240 float=right]

Por Modesto González

En la memoria de los cubanos viven  sus recuerdos, su tradición que va pasando de una generación a otra  y sus hechos  que ya son leyenda.
Ella es la heroína de la Sierra Maestra, de las costas, de la clandestinidad en Manzanillo, Niquero y Media Luna.
Genuina expresión de la mujer cubana, que junto a Fidel y Raúl participó en la guerra de liberación hasta sus últimas consecuencias. Después,  a partir del triunfo sobre la tiranía, permanecerá durante 21 años de trabajo incesante, en la primera fila de las transformaciones revolucionarias, unida con Fidel en la vanguardia del trabajo creativo y del pensamiento más avanzado.
El Blog La Esponja  y Cubaperiodistas.cu destaca en este once de enero, trigésimo aniversario de su muerte, el apoyo que ella brindó a los periodistas y al trabajo de la prensa revolucionaria. Siempre fue una aliada con quien contar.
Desde la  lejana etapa en que  comenzaron a llegar corresponsales extranjeros y cubanos a reportar que la guerrilla alzada en la Sierra Maestra existía y que estaba en condiciones de llevar adelante la guerra revolucionaria, Celia desempeñó numerosas tareas que hicieron viable las conversaciones de los periodistas con Fidel y los hombres de la guerrilla. Al empezar a  atender   en la Sierra Maestra los asuntos de Fidel, ella tomó conciencia del valor que tenían los documentos y los papeles con cartas o mensajes que se cursaban entre el Comandante en Jefe y sus combatientes y con los miembros del Movimiento 26 de Julio, o con oficiales del  Ejército de Batista. Los periodistas que escriben sobre la historia, agradecerán eternamente la conservación, el cuidado y la organización que le dio ella a esos papeles, que hoy constituyen una fuente fidedigna de nuestro proceso revolucionario.
Cuando comenzó a funcionar  Radio Rebelde, su apoyo fue importante para la buena marcha de la emisora de onda corta. Ella  atendió  acuciosamente  que llegara a tiempo la información necesaria para los noticieros. Se preocupaba por las   condiciones de vida de los locutores y técnicos; y  que se mantuvieran cerca del   Comandante en Jefe,  de modo que en medio de los azares de la guerra no se perdiera la comunicación entre ellos.
Con la Revolución en el poder, en las redacciones de Revolución, Granma, Juventud Rebelde,  Bohemia  y otras publicaciones, hablaban de Celia como la amiga, la  madrina, el mejor  apoyo en la comunicación con el Comandante en Jefe. En la historia de esos medios de prensa sus visitas, conversaciones y acciones eran hechos que no se olvidan. En Granma recordamos que ella visitaba el periódico cuando se estaba preparando e imprimiendo, ya caída la noche, y con frecuencia permanecía hasta  la madrugada. En muchas ocasiones se formaba una peña  de actualidad con Jesús Montané, Celia Sánchez, Manuel Piñeiro, Jorge E. Mendoza (director de Granma) y otros amigos, que conversaban  sobre las noticias  importantes, las cuestiones que más preocupaban a Fidel y acerca de sus orientaciones,  que ellos dominaban con propiedad. También analizaban  asuntos que en aquel momento incidían en la opinión pública.
Celia se interesaba por los problemas que afectaban al personal de la redacción y a los obreros de la rotativa y apoyaba cualquier medida que fuera en  solución de sus problemas. Conocía las necesidades de equipos que tenían los fotorreporteros, y cuando se podía disponer de recursos, tomaba en cuenta las necesidades de Granma y   de otros órganos de prensa, para resolverlos por la misma vía. Los gases de plomo de los linotipos de los periódicos, perjudicaban a trabajadores que podían resultar intoxicados, razón por la cual ella se preocupaba de que no faltara la leche en las cafeterías, que pudiera aportar un efecto desintoxicante. Y, desde luego, se interesaba para que la posta médica prestara la mayor atención al que se afectara.
Sería interminable relatar todos los lazos que unieron a Celia con la prensa. Nunca la olvidaremos con su brújula fidelista, siempre en el rumbo correcto. Ella es parte de nuestra memoria colectiva, vive en el recuerdo y el corazón de los trabajadores de la prensa escrita, radial y televisiva, en la memoria de los jubilados de la UPEC.

¡Comandante Fidel, Cumpleaños feliz!

Por Rosario Fernández
Delegación Grupo Asesor, UPEC

¡Feliz, sí, y muy feliz, porque llegaste, Comandante, porque estás aún con nosotros [singlepic id=75 w=300 h=225 float=left]y ahí está tu obra, y nunca terminará mientras exista este planeta, y es posible que en otro también.

La obra de las ideas, no es sólo el batallar que tanto has propuesto, es otra de tus obras, y cuando se utiliza esa palabra obra, no hay duda que viene a nuestra mente lo terminado, porque aun cuando te mantienes batallando , hay mucha obra concluida por ti, en estos 83 años que hoy cumples.

Gracias, Fidel por las obras y sobre todo por habernos dejado tantas y sabias lecciones para continuar batallando por las ideas, por ellas también nos mantenemos en activo desde nuestra jubilación, este grupo de periodistas cubanos, que en tu honor lanzan a la red de redes este Blog, y seguiremos batallando por las ideas hasta el final.

Gracias Fidel y que tengas un ¡cumpleaños feliz!

Fidel y el Periodismo

Fidel ya no compartirá más nuestras páginas dignificando al periodismo como faena honrosa y útil.

Por Rosario Fernández – Delegación de Periodistas Jubilados de La Habana

Se marchó Fidel? ¡No, no… aún está y será por siempre!

Al salir muy temprano en la mañana me acompañó el silencio, y muy cerca de la Plaza de la Revolución, la de José Martí, -también estará él por siempre-  las banderas, aunque a mitad de asta en señal de duelo, volaban hasta el cielo azul de esta mañana difícil, pero llena del sol que le acompañará con su luz al infinito.
Continúa el silencio de los transeúntes,  y los jóvenes vestidos de verde que custodian el paso hacia el lugar, donde tantas horas de trabajo dedicó a este pueblo y a otros pueblos del mundo, nos acompañan en el sentimiento por el dolor y la esperanza.
Continué mis pasos, también otra bandera  ondeando a media asta me recordaba a Fidel, y cerca, los rostros esculpidos para siempre en metal por el artista en las altas paredes. Alli estaban Camilo Cienfuegos y Ernesto Che Guevara…  Al frente, pero más al sur, la
bandera de la Biblioteca Nacional José Martí,  vistosa y partiendo el aire en dos, llora, mas con esperanzas por siempre.
La fecha de la desaparición física de Fidel con el memorable día de la partida del Granma desde Tuxpan.hacia Las Coloradas, es una increible coincidencia que,  no me queda dudas,  se convertirá en un momento para recordar ambos hechos estrechamente vinculados, tanto por los cubanos  como por  otros pueblos que en el mundo han aprendido a
quererlo, respetarlo y admirarlo.
En esta breve caminata esta mañana particularmente dolorosa vienen a mi mente las palabras de Bertold Brecht,

“…hay los que luchan toda la vida, esos son los imprescindibles”.
¡Gracias por siempre Fidel, desde la Plaza de la Revolución y desde todas las plazas , porque tú  eres un imprescindible!

Entrevista al Lic. Antonio López Historiador del Sitio histórico Finca Manacas – Casa Natal de los Comandantes Fidel y Raúl Castro Ruz

Por Lourdes María Serra Otero (texto y fotos)

Para conocer más sobre el Sitio histórico acudo al encuentro con su historiador, Licenciado Antonio López quien ha tenido la amabilidad de detallar sobre la historia de la finca y sus moradores.

¿Cómo era el lugar cuando Don Ángel Castro toma posesión de la Finca y cómo fue su  desarrollo?

La principal vía existente en la zona entonces era el Camino Real Nipe – Santiago de Cuba, también llamado Camino de Cuba que unía la parte norte de la provincia oriental con la parte sur, vía interesante que al decir de Don Ángel Castro Argiz y corroborado por visitantes extranjeros rememora el camino de Santiago de Compostela de la lejana España. Como este camino era muy transitado, enseguida se percata de su potencialidad para poder construir una infraestructura de establecimientos comerciales y de uso social que brinde sus servicios lo mismo a transeúntes que a obreros de la finca.
En síntesis, las peculiaridades del lugar, verde como es Galicia, las montanas cercanas, las aguas del río “Manacas” símbolo permanente de la vida, la fertilidad de sus tierras, unidas a la tenacidad y la labor creadora de Ángel, fueron las premisas para el desarrollo posterior de la finca.
La Arquitectura del Batey, inexistente en otros de igual función es propia de poblaciones y no de propiedades particulares y continuó desarrollándose al mismo tiempo que la familia fue incrementando sus recursos económicos. Sigue leyendo